miércoles, 23 de febrero de 2011

Karma Chameleon

Ella me decía hoy que -por lo general escapándose de algo y desoyendo todas las advertencias- en ocasiones uno se convence sí mismo y al resto de ciertas cosas y se acomoda en una realidad y un contexto que le hace bien y en el que se siente seguro pero en el que -en el fondo sabe- no tiene un lugar a largo plazo.

Habitualmente las cosas van bien durante un tiempo. Después a veces empiezan a morirse de a poco porque hay algo fundamental que falta, y otras terminan de golpe cuando te das de jeta contra eso de lo que te estabas escapando y cuando ese warning que al principio no era más que un leve escozor se transforma en un dolor insoportable que no te deja ni pensar y al que no podés seguir ignorando.

¿Qué? ¿El karma? No, no, a mí no me corras con el misticismo. El karma no es más que la profecía autocumplida, es dejar que la culpa te gane y te impida disfrutar de algo que te costó mucho conseguir y que a fin de cuentas es lo que siempre quisieron.

Es dificilísimo ser feliz sabiendo que para que eso pase hay otros tantos que están sufriendo mucho pero, ¿qué se supone que hagas? ¿Seguir mintiéndote a vos mismo? La boca se te haga a un lado.

6 comentarios:

melquíades dijo...

"Love is when you tell a guy you like his shirt, then he wears it *everyday*". O algo muy parecido a eso.

pilar dijo...

melqui, te banco, pero no hagas la gran conz de comentarte el post primero

melquíades dijo...

pilar: ¡Es de puro obsesivo! Me pone nervioso el formulario en blanco.

guilloterrado dijo...

A largo plazo nada es estable. Todo se resume a saber disfrutar los momentos de felicidad, sean pocos o miles. Aprender a vivirlos tratando que la culpa los empañe lo menos posible. Porque lo malo siempre pasa, pero lo bueno también.

Lola Oh dijo...

Después de leer esto, no me digas que te molesta el formulario en blanco!

Esta determinación me gusta. Y esa definición de karma va a ser apropiada por mi persona en este mismo instante. A mí, la reina de la culpa, me vino bien pasar por acá.

: )

Anónimo dijo...

llegue aca de casualidad y me dejo pensando este post... Muy bueno tu blog! Saludos!

Isa