martes, 28 de abril de 2009

Margaritas a los chanchos

Me tienen los huevos al plato con la gripe porcina, aviar y felina. Súbitamente los medios se llenaron de periodistas que como hobbie son expertos virólogos que hablan de shifts génicos, cápsides, interferón gamma y oseltamivir como si fueran Stamboulian. Le creo mucho más a la verdulera de la esquina cuando me sugiere comprar zucchini en lugar de zapallitos porque están más lindos.

Si quieren vivir hasta viejos, más que usar barbijo y esas pelotudeces, ¿por qué no se dosan colesterol y triglicéridos, comen más pescado azul y menos bife de chorizo, se ponen el cinturón cuando van en auto y se dejan de romper las pelotas?

domingo, 19 de abril de 2009

Brunoise



Para picar ajos, cebollas y similares en hacen falta un buen cuchillo (o al menos uno malo pero bien afilado), música ídem (por ejemplo), y una tabla bien plana, sí; pero lo que para mí es vital es una estabilidad emocional al menos relativa, de otra manera empezás a lagrimear por el tiopropanal y después seguís haciéndolo por el motivo de turno. Lo peligroso es cuando en ese frenesí de lamentos dejás de prestarle atención a la hoja que sube y baja alarmantemente cerca de tus dedos y la puta que me parió (u otro insulto acorde a la ocasión). Después viene todo el ritual de lavar bien, pervinox y curita (o venda, según profundidad y extensión); y para cuando volvés a la cocina ya te olvidaste de lo que pensabas cuando casi quedás como Daryl Hannah.

A lo mejor las lágrimas y la hemoglobina le dan un gusto increíble al risotto, pero qué querés que te diga, yo siento que cocino más rico cuando estoy bien conmigo mismo y termino con los dedos intactos. Hoy, ponéle.

miércoles, 15 de abril de 2009

Mefistofélicamente

El uso indebido del término amor platónico como sinónimo de amor imposible me provoca una furia lingüística y un principio de úlcera péptica similar al de maquiavélico como sinónimo de malvado.

lunes, 13 de abril de 2009

Es mejor que estarse quieto



Conmigo es facilísimo saber si realmente estuve estudiando o si lo dije como una excusa para zafar de vayaunoasaberqué.

Dejar durante un tiempo considerable la mano apoyada sobre la frente agarrando el mechón que sería el flequillo me deja un peinado lamentable del que Lucas (el peluquero estrella de la blogósfera, por quien unos cuántos venderíamos nuestro páncreas sin dudarlo) se horrorizaría; y que cumple el rol de algo así como la marca de la ñoñez.


martes, 7 de abril de 2009

De mi jefe II

"Parece que XX (su jefe) está con un cuadro raro de sinapsis espontánea hoy y tuvo una idea brillante".

miércoles, 1 de abril de 2009

Abasto sensible.

El barrio se llenó súbitamente de una horda de esperpentos que pasean su dudosa humanidad con la excusa del BAFICI. Quiero que tengan una muerta horrible, violenta y ruidosa.