martes, 22 de mayo de 2007

Yerra

Cuando veo acercarse un auto con una banderita argentina de las que reparte Radio 10 enganchada en la ventanilla viene a mi mente la imagen de un leproso con un cencerro.

De cualquier modo, y aunque los nacionalismos en general me enferman, la medida me parece(aunque antiestética) de lo más práctica: uno ya sabe qué taxistas escuchan la radio de Danielito para no pararlos y evitarse el disgusto de un viaje con la irritante voz de González Gold de banda sonora.

6 comentarios:

melquíades dijo...

Debería armarse algo así como una Isla del Cerrito para los taxistas que escuchan Radio 10.

Pabl3Te dijo...

Por mi los taxistas pueden escuchar a Majul si quieren, con tal de que no me hablen de los partidos de futbol de la ultima fecha. En esos casos desearia tener mas cara de gay jajaja :P

3♣

melquíades dijo...

pabl3te: jajaja No, para mí es re importante la radio. Tendrían que tener un cartel en el parabrisas que dijese qué están escuchando...

Anónimo dijo...

Mel: Radio 10 es insufrible, pero peor son los que escuchan a Ari Paluch. Y a veces lo hacen a todo lo que da!! WTF!
A esta altura, prefiero música, porque Pergollini, Casella, Peña, Vernaci y otros también me resultan insufribles...

Saludos!!!
Duncan

Lucy in the sky with diamonds dijo...

Odio esa banderitas. Please, hasta el 9 de julio van a estar con eso???
WTF???????????????????

Eso sí, la idea de pensarlo a Danielito, me calienta.
Ya lo saben.
Lo odio pero calienta el Dani. Es una contradicción que llevo adentro. Muy adentro y no tanto ahora.
Un beso, Mel!!
(encima el palo ese desde donde se enganchan es enorme, gordote y feo estéticamente!) Lo odio!
Lucy.-

melquíades dijo...

duncan: ¿no le gustan Peña y la negra? Son los únicos que escucho yo, aunque a veces también son insoportables. Pero sí, prefiero el cilicio a Ari Paluch. Saludos!

lucy: jajaja sí, conocemos su historia con Dani. Hoy vi un par que no conformes con una bandera tienen dos. Un beso!